Archivo Autor: Luis Sepulveda Pedreira

Cervicobraquialgia

¿En que Consiste?

Se entiende por Cervicobraquialgia al dolor proveniente de la columna cervical que se irradia al hombro escápula, brazo y en ocasiones a la región anterior del tórax, esto está producido por una compresión cualquiera de los nervios que parten de la columna cervical.

La columna cervical es la porción más alta de la columna vertebral. Está formada por siete vértebras que se llaman C1, C2,.. C7 y que son las vértebras más pequeñas de la columna vertebral.

El bloqueo de uno de los segmentos que va desde la 5ª cervical a la 1ª vértebra dorsal pueden provocar una inflamación en cualquiera de los nervios que bajan por el brazo (nervio radial, medio o cubital), al igual que un proceso degenerativo avanzado. Sin embargo una congestión muscular rara vez puede provocar una cervicobraquialgia

Las causas pueden ser múltiples, desde bloqueos, contracturas, protusión discal, etc.

Tratamiento

Suele producirse un dolor en cuello que impide su movilización completa. Después o a la vez, el dolor se irradia a veces al hombro y luego al brazo, generalmente en su parte posterior. Es posible que note hormigueos en los dedos con disminución de sensibilidad, pérdida de fuerza en el brazo y en las manos, etc.

El tratamiento puede causar un ligero empeoramiento durante los dos primeros días posteriores a la manipulación, luego disminuye progresivamente dependiendo de la cronicidad de la lesión.

Patologías diagnosticadas como por ejemplo epicondilitis o túnel carpiano son a menudo cervicobraquialgias mal diagnosticadas.

El tratamiento es similar al tratamiento de una cervicobraquialgia, aunque probablemente el terapéuta recomendará la toma de algún antineurítico para tratar la inflamación del nervio, ya que la cronicidad de la lesión puede retrasar mucho su mejoría. Los ejercicios cervicales y las recomendaciones posturales son de vital importancia durante y después del tratamiento para evitar volver a padecer una cervicobraquialgia

La Osteopatía, ¿ Para que sirve… ?

La osteopatía es un medio de detectar y tratar partes dañadas del cuerpo como músculos, ligamentos y órganos.

La osteopatía, junto con un buen tratamiento del tejido blando, soluciona muchas dolencias como ciáticas, lumbalgias, tensiones musculares, dolores cervicales, dolores de cabeza, esguinces, luxaciones, etc, estas y otras patologías provocadas por los desajuste mecánicos a los que nos lleva la vida sedentaria, falta de ejercicio o algún traumatismo.

En muchos casos la osteopatía consigue retrasar y a menudo evitar la intervención quirúrgica. Cuando hay hernias discales, cervicales y lumbares, o en patologías de rodilla, se suele conseguir desplazar la propuesta quirúrgica.

Aunque no hay que descartarla para los casos más extremos. De todas formas en muchos países de Europa es habitual que los médicos propongan la osteopatía antes que la cirugía

El Osteópata

El osteópata está preparado para buscar las causas del dolor y tratar al paciente utilizando una gran variedad de técnicas de manipulación. Todas las técnicas son manuales.

Estas pueden incluir tratamientos sobre músculos y tejidos conectivos, ajuste del movimiento de estructuras viscerales mediante la osteopatía visceral o recurrir a la terapia sacro-craneal para tratar cefaleas.

Una vez realizado el diagnóstico funcional, el osteópata tratará al paciente con las técnicas más adecuadas al problema y a las características del paciente.

  • Técnicas estructurales osteo-articulares: se actúa directamente sobre la estructura con maniobras directas, previo tratamiento muscular de la zona.
  • Técnicas viscerales: se trabaja con movilizaciones sobre vísceras y diafragma.
  • Técnicas sacro-craneales: se movilizan las estructuras craneales y se trabaja sobre el movimiento del Líquido Cefaloraquídeo.